Estetica, así a bote pronto y de manera poco definida por la humanidad.

Estetica, así a bote pronto y de manera poco definida por la humanidad.

0 notes

Pues eso, más estetica en MAdrid

Pues eso, más estetica en MAdrid

0 notes

Clínicas estéticas en Madrid

Bueno, hoy sin duda hablamos de un tema realmente importante. En alguna ocasión hemos hablado de lo importante que resulta Madrid, y la estética. Dos temas muy importantes que preocupan a un grandísimo sector de la población. Y hoy vamos a hablar de la materialidad elemental que engloba a ambos temas, refiriéndonos obviamente a las clínicas estéticas en Madrid, que son quienes realmente nos interesan y nos dejan vislumbrar la importancia de ambos.

Por tanto nuestro tema de hoy merece ser tratado en profundidad y con la mayor seriedad posible que nuestro simple conocimiento. Las clínicas estéticas de Madrid son lugares en los que la gente puede convertirse en una nueva persona. Cambiar su imagen exterior y mejorarla de manera que se adecue más exactamente a los cánones que imperan en nuestra sociedad y en la ciudad más importante de España.

Doctores de gran renombre mundial regentan estas clínicas y ejercen su profesión de la manera más profesional posible, ofreciendo un servicio impagable para la sociedad. Y cuando decimos impagable lo decimos claro de manera figurada, a que es obvio que este servicio tiene un coste. Sin embargo, y pese a lo que a priori pueda paracer, las clínicas de Madrid especializadas en medicina estética no son especialmente caras si las comparamos con otro tipo de sucursales en otros territorios de nuestra nación, y eso hace que se añada un plus al de la ya consabida calidad de sus servicios ofrecidos.

Sentimos orgullo al pensar en estos señores que ofrecen su vida al servicio de la estética en Madrid, ofreciéndonos su carisma, su talento, y su esfuerzo, para hacer que nuestra piel y rostros luzcan de la manera más sana. Para conseguir que nuestra belleza no conozca fronteras y nos sintamos bellos no sólo por dentro sino por fuera cuando caminamos por las calles de nuestra formidable Madrid.

Qué felicidad nos aportan las clínicas estéticas en Madrid y que grandes somos por honrarles de la manera que se merecen, ya sea en un pequeño post, o en un blog, o en publicaciones por escrito como se pueden ver en otro tipo de medios donde la gente muestra su felicidad por este gremio tan generoso para con la sociedad a la que pertenecen.

Loemos una vez más a este gente, y recordemos que esta labor que realizan sólo puede ser llevada a cabo por sus experimentadas manos, ya que si no fuese por ellos quizá un mono te operaría de las tetas, y entonces sí que ibas a flipar caramelitos de ver como se te infecta todo lo que viene siendo mayormente la cavidad torácica con un pus mugriento y asqueroso que haría que potase hasta el guionista de Saw.

0 notes

Las clínicas

Las clínicas son una de las cosas que a la vez más asustan a muchas personas y que sin embargo también son una de las aficiones de otras muchas. Se trata de lugares en los que la gente a menudo sufre dolores, como por ejemplo en algunos tipos de operaciones dentales que duelen bastante.

Pero también lugares en los que a veces no hay nada de dolor, si no un tremendo placer al comprobar que nuestros achaques médicos mejoran gracias a la acción de médicos que consiguen que seamos felices de nuevo gracias a su trabajo.

Son sitios sin duda curiosos las clínicas. Como hemos dicho consiguen sacar tanto lo mejor como lo peor de mucha gente, de distinto tipo, diferente edad y en años completamente diferentes.

Queríamos hacerle un pequeño homenaje a las clínicas, consiguen una enorme labor para la sociedad, al ser el lugar donde la salud tiene su punto más álgido. Los doctores trabajan de una manera completamente profesional y consiguen que la gente viva más gracias a estos lugares llenos de todo tipo de instrumentación, que aunque pueda parecer que puede asustar, en realidad es nuestro núcleo de salvación complementaria.

Hablemos bien de las clínicas. Hacen que seamos felices. Pero no felices de la manera en que mucha gente dice cuando consigue cosas pequeñas que en el fondo ellos creen que les llenan pero que en realidad solo consiguen aportar un pequeño grano de arena en esa pequeña montaña que es la vida en sí. No. Felicidad de la más absoluta, de la que consigue que nos sintamos verdaderos afortunados por poder disfrutar de lo maravilloso que puede llegar a ser este planeta cuando uno está plenamente satisfecho.

Las hay de todo tipo. Por ejemplo, las clínicas estéticas son de las más importantes, ya que son dentro de este tipo las que no solo consiguen una mejoría en los aspectos más básicos de la salud, sino además en los que hacen que la gente se sienta más realizada en su plena plenitud. Hablamos del aspecto físico exterior y que este tipo de clínicas potencian hasta lograr que la gente sea del todo feliz y sepa que su vida sirve para algo genial. Algo que nos llena de verdad.

Por todo esto démoslo nuestro más sentido abrazo a toda esta gente que hace que las clínicas sean posibles y que las clínicas de estética nos hagan ser cada día más felices.

0 notes

Madrid

Hablar de Madrid es algo más que hablar de la capital de España. Hablamos de una de las ciudades más cosmopolitas del mundo y sin duda la que más de este hermoso país que es nuestra piel de toro.

Es una de las uves con mayor actividad y diversidad cultural que inundan todas y cada una de sus calles, consiguiendo el efecto de gran espuma social.

Nuestra hermosa Madrid es la diosa de las ciudades occidentales. Una extensa amalgama de vidas que se entrecruzan y crean un intrínseco submundo de cultura.

Madrid destaca por muchas cosas. Por ejemplo, su equipo de fútbol es posiblemente el mejor del mundo, además de tener la más larga historia a sus espaldas. Es una ciudad cuya estética es admirable, en la cual podemos apreciar desde la más increíble belleza histórica al fundirse diversos estilos a lo largo de todos los siglos, y majestuosamente demostrado en su colosal arquitectura.

La arquitectura de Madrid se debe principalmente a la constante presencia de diversos reyes a lo largo de toda su historia, haciendo que la capital de España fuese además la capital del arte durante todas sus etapas, una tras otra.

Por ello el orgullo que sentimos al hablar de Madrid es del todo justificado y nos hace sentirnos muy contentos de ser partícipes de una ciudad con esta majestuosidad y esta estética.

Nos encanta ser madrileños. Sentimos que formamos parte de algo muy grande, que no nos atenaza, si no que nos convierte en ciudadanos de primera y llena nuestros corazones de profunda gratitud hacia estas calles de plateados adoquines y luz infinita.

Os invitemos a que visiteis esta joya de la meseta española, un lugar en el que ser completamente felices, en el que hacer toda clase de turismo, y en el cual descubrir que la vida puede tener muchos más matices de los que creíamos si sabemos desde donde enfocarla. No dudéis de que esto es aquí.

0 notes

La estética

La estética es algo muy importante. Negarlo es absurdo. Muchísimas personas en el mundo entero están obsesionadas con la estética y todo lo que gira en torno a ella. Eso significa que es algo que acaba moviendo millones de dinero en todo el mundo, y que provoca que miles de personas vuelquen sus esfuerzos en mejorar.

Pero, es esto normal? Yo creo que la estética está en parte sobrevalorada. La gente es más que lo que algunos criterios esteticos quieren demostrar, la gente es un interior, un exterior, y mil cosas que rodean a las personas, que conforman su todo, y que hacen que cada uno sea un individuo diferente a los demás y con una entidad propia.

Por ello creo que deberíamos darle la importancia a la estética que realmente tiene, y decir claramente que es algo importante, si, pero no primordial.

Y es que no podemos envitar recordar que si que tiene cosas buenas, como por ejemplo el hecho de que lo primero que entra por los ojos claramente es la estética y no otras cosas como el interior, que quedan relegados a un segundo plano cuando todavía no conoces en profundidad a una persona.

Por ello, obviamente hay que tener un poquito de cuidado a la hora de hablar con total tranquilidad sobre lo que significa o deja de significar esto.

Dicho esto, no creo que sea aventurado criticar o defender cualquiera de estas dos posturas sin antes informarse en profundidad sobre lo que significa para cada tipo de cultura unas cosas u otras.

Por ejemplo, hay culturas donde la estética no tiene el más minimo peso, e incluso se critica de manera ferviente que la gente se haga retoques, o sea excesivamente positivista con este tipo de cosas sobre la imagen y el exterior. Pero bueno, eso que mas da?

La cuestión es que cada uno debería tener una opinión, la diga o no. Y por supuesto que cada uno quiera hacer con su propia estética lo que quiera sin intentar ser falso ni hipócrita. Este país es un sitio donde se pueden hacer muchas cosas distintas relacionadas con la imagen y por tanto en la que debemos ser abiertos tanto de mente como de corazón a la hora de ser personas autosuficientes y normales.

Todos estos párrafos pueden parecer no tener sentido pero en realidad pretenden rendir homenaje a una de las pasiones que más siento en lo más profundo que se trata ni más ni menos que la propia esteticidad planteada de un punto de vista antagónica de la propia materialización física material desde una visión más perceptual.

Por tanto, opinemos, sin miedo. E informémonos, sobre estas cosas que amamos y que nos infunden cordialidad. La estética es algo muy bonito y muy grande que nos puede complacer a todos y hacer que nuestra vida sea más plena y completa de manera celestial.

0 notes